La jornada 3 avanza y en el último encuentro de la noche del sábado en el estadio Universitario se llevó a cabo el partido entre Tigres vs Santos, la presentación de los felinos y Miguel Herrera en casa se llegó.

El primer tiempo de este partido hubo un Tigres desencajado, perdido, sin un orden en las líneas y prácticamente sin tener control de balón en ningún momento, lo cuál los hacía ver incómodos en la chancha, Santos aprovecho muy temprano y al minuto 8 un disparo fuera del área de Gorriarán venció a Nahuel que nada pudo hacer y el marcador se abrió a favor de los visitantes.

Tigres no tenía capacidad de reacción, un par de ocasiones más de peligro para Santos más el control casi absoluto del primer tiempo era lo que quedaba de esta parte inicial, sin embargo, al minuto 34 tras una falta y revisión del VAR, el recién llegado y debutante refuerzo francés Florián Thauvin fue expulsado y dejó a los locales con uno menos.

Para la segunda mitad los ánimos e intenciones de tigres aún con uno menos era muy diferentes, más propositvos buscando a la ofensiva balones y con los cambios intentando darle refresh al plantel.

Con un par de oportunidades claras y de peligro que salvó Acevedo, Tigres se puso muy cerca de empatar, lo intentó y se le vio con algo más de forma de ir al frente, algo más de estructura en las líneas del medio campo y buscar la proyección al frente.

Cuando parecía que no les alcanzaba para empatar el marcador luego de varias acciones claras, una gran jugada por parte de Leo Fernández en los bordes del área que asiste a Salcedo para que remate solo, venció a Acevedo con un disparo pegado al poste que empató el marcador al minuto 88.

El marcador final fue 1-1 que a Santos le sabe más a derrota y Tigres rescata en casa un punto importante que va más a lo anímico y con lesiones, expulsados y una mejora en el juego evidente para trabajar con Miguel Herrera.