Por Pedro Ramos

En punto de las 19:30 horas, el Estadio Cuauhtémoc fue testigo del regreso de la Liga BBVA MX, luego del parón de selecciones regresó el glorioso futbol mexicano.

Mazatlán visitó a Puebla para abrir la Jornada 13 del Guardianes 2021, ambos clubes llegaron al encuentro con altas posibilidades de llegar a la fiesta grande del torneo, pero todo dependía de los resultados de cada encuentro.

Poco después del primer cuarto de juego, los Cañoneros se pusieron en ventaja, gracias a la excelsa anotación de Oliveira.

https://twitter.com/LigaBBVAMX/status/1378163516989931523?s=19

El momento que cambió el encuentro llegó en el tiempo de compensación de la primera mitad. Nicolás Vikonis cometió un terrible error que le costó la tarjeta roja, un penal en contra y el empate Enfranjado antes del medio tiempo. Santiago Ormeño fue el encargado de canjear la pena máxima por el primer gol blanquiazul de la noche.

Al 63′ Salvador Reyes mandó a guardar el balón luego de un zurdazo desde fuera del área. El defensa poblano anotó su primer gol del torneo y firmó la remontada enfranjada.

https://twitter.com/AztecaDeportes/status/1378181943074902018?s=19

Llegó el 3-1 para el Puebla en los pies de Maxi Araujo, el defensa uruguayo prendió el esférico de manera espectacular y dejó sin opciones al cancerbero mazateco, sin despeinarse en el segundo tiempo, los Enfranjados ya le habían dado la vuelta y aumentaron la ventaja ante el rival.

Con 1 menos, sin idea y con mucho qué mejorar, el Mazatlán perdió la ventaja y el encuentro ante el Club Puebla, quienes se colocan, de manera momentánea, en la cuarta posición del certamen.

Los Arrebatados, por su parte, se mantienen en el décimo primer peldaño de la Tabla General, pero corren el riesgo de salir de zona de Repesca al finalizar esta jornada.