Mazatlán recibió en el Kraken a unos Tigres que no llegaban en el mejor momento, ya que después de su encuentro ante Puebla en la jornada 4, no han logrado conseguir la victoria ni sumar más de 1 punto por partido.

El primer tiempo de este encuentro comenzó con un Mazatlán muy al frente, al parecer decidido a irse al frente, sin embargo conforme fueron avanzando los minutos, el control del balón lo fueron cediendo para las visitas y Tigres comenzó a crear ocasiones de peligro.

El francés Gingac tuyo un par de ocasiones claras para abrir el marcador,sin embargo una pegó en el poste y la otra se fue muy por encima del arco, así que sin muchas más opciones de peligro para los equipos, empatados a cero se terminó el primer tiempo.

Par la segunda mitad el inicio de éste tuvo la misma sinergia del primer tiempo, la lluvia que no dio tregua, sin duda afectó las condiciones del juego y lo pasmó más de lo que se esperaba.

Rumbo a la recta final del partido, parecía que el encuentro terminaría con un marcador empatado, sin embargo al minuto 76 fue el mismo Gignac que con un remate de cabeza, logró vencer a Fraga y así darle el primer tanto del encuentro y poner a los felinos al frente del marcador.

El resto del partido transcurrió de una manera normal y esperada. Mazatlán buscaba alguna oportunidad de gol para empatar el partido y Tigres buscó defender su ventaja. Fue un partido nada lúcido y muy trabado por faltas, la lluvia etc.

El final del partido se veía a la vuelta de la esquina y después de que Salcedo salvara en la línea al equipo del empate, el tiro de esquina subsecuente tomó mal paradas a las marcas y Sansores al 96 también de cabeza consiguió el tanto que le daba el empate a la escuadra de Mazatlán y rescataba un punto de este juego.