Por: Daniel Barboza

Llegamos a la mitad del torneo y una peculiaridad es que ninguno de los dos equipos regios se encuentran entre los mejores 8 del campeonato, siendo ésto algo extraño dado que nos habían acostumbrado a ser protagonistas.

El caso del campeón es bastante dramático, ya que pasó de ganar el título en el Azteca ante el América, a ser el sotanero sin lograr ganar en el presente torneo.
Los Rayados son último lugar tras 9 jornadas disputadas con sólo 4 puntos, producto de 4 empates y 5 derrotas; el conjunto del Turco no encuentra el rumbo y ya están prácticamente eliminados de la Liga, por lo que el sueño del bicampeonato es casi imposible.
La esperanza parecía ser la Copa MX, pero tras el descalabro en la ida de las semifinales ante Juárez, la ilusión de rescatar algo en un semestre que pinta para ser desastroso, se desvaneció.

Los Tigres de la UANL se caracterizan por ser un equipo que arranca lento, le cuesta ganarzoero conforme avanza el torneo, levantan su nivel y llegan como serios candidatos a la liguilla, pero ésta vez es diferente, actualmente se encuentran en el lugar 12 de la tabla general con 11 puntos, resultado de 3 victorias, 2 empates y 4 derrotas.
Si bien se encuentran a 3 unidades de los puestos de Liguilla, ésta vez los dirigidos por el Tuca no se ven como el equipo poderoso que intimidaba a sus rivales, veremos si son capaces de levantar su nivel y lograr entrar en la fiesta grande.