Por Ivétte Méndez

Ciudad de México.- A 11 de enero de 2020. El mundo del arte del pancracio se encuentra de luto, toca decir adiós a un grande de la lucha libre mexicana. La Parka, ya no se lanzará por las cuerdas y su peculiar baile no será visto jamás. Su sencillez y carisma que lo caracterizaba quedará impregnado en los corazones de chicos y grandes, y su legado perdurará en el recuerdo de los aficionados. Jesús Alfonso Huerta Escoboza (La Parka) dejó de existir a los 54 años de edad, víctima de una falla renal.

El pasado 20 de octubre del 2019, se vivió un caos al interior de la Arena Coliseo en Monterrey, Nuevo León, cuando ‘La Huesuda’ se lanzó de entre la segunda y la tercera cuerda buscando realizar un «tope suicida» sobre Rush, pero su pie quedó atorado y tras no poder dañar a su oponente, su cabeza impactó de lleno en la valla de contención, cayendo inmediatamente inconsciente, hecho que movilizó a todos, y el luchador fue trasladado al nosocomio más cercano.

Ya estando en manos de los médicos, fue intervenido quirúrgicamente debido a una descompresión de médula. Gracias a este procedimiento, el gladiador recuperó la movilidad en las extremidades. Pasó cerca de tres meses en recuperación, pero este sábado perdió la pelea más importante, y puso fin a 32 años de carrera profesional. Donde figuró bajo los nombres de Bello Sexy, Maligno, Cráter, Santa Esmeralda, La Calaca, Duro, “Karis La Momia”, y finalmente «La Parka», personaje que representó a lo largo de 24 años.

La noticia de su fallecimiento se dio a conocer mediante un mensaje emitido por Texano JR.

Minutos más tarde, dicha información fue confirmada por la Triple AAA mediante el siguiente comunicado:

Las condolencias no se han hecho esperar, y el Consejo Mundial de Lucha Libre se ha pronunciado al respecto.